Pizza casera de masa madre sin amasar y sin fermentar. Receta de pizza muy rápida y fácil de preparar

pizza sin amasar

Siempre va bien tener a mano una receta infalible de pizza casera , rápida de preparar y sin perder mucho tiempo amasando. Esta receta es perfecta para improvisar una cena de pizzas en poco tiempo, pero eso si, para preparar esta masa de pizza sin amasar, necesitas tener la masa madre (preferiblemente activa).

Si tienes masa madre en casa tienes que utilizar la masa de descarte para alimentarla. Esta receta es perfecta para usar ese descarte; o también si tu masa madre es muy grande (es decir, tu tarro está a tope) puedes usar una gran cantidad de masa madre en una sola receta.

¿No sabes lo que es la masa madre? ¿Quieres aprender a prepararla? hecha un vistazo a este post

TIPS para preparar esta pizza sin amasar

Prepara deliciosas pizzas en poco tiempo y sin amasar


masa de pizza sin amasado ni fermentado
  1. Masa madre activa
    Para que tu pizza quede deliciosa no olvides alimentar a tu masa madre con horas de antelación para que esté 100% activa.
  2. Ralla tu propio queso
    El queso rallado en casa se derrite mucho mejor y más fácil que si compras queso ya rallado. Además puedes utilizar el queso que más te guste y rallarlo.
  3. Verduras como topping
    Incorpora algunas verduras (de cocción corta) y espolvorea hierbas frescas como por ejemplo albahaca o orégano.
  4. Precalienta tu skillet Para que la masa de pizza no se te pegue a la sartén de hierro fundido primero precalienta la sartén con un poco de aceite. Una vez esté bien caliente, añade un chorrito de aceite y espárcelo. Seguidamente incorpora la masa madre y esparce una fina capa de aceite sobre la masa; así evitarás que la masa quede seca.

Mira lo fácil que es preparar esta receta

Cómo preparar esta pizza sin amasar

Todos los ingredientes para hornear esta pizza

Para preparar esta pizza solo necesitas masa madre, aceite y los toppings que quieras para preparar la pizza.

Aceite. Puedes utilizar aceite de oliva suave , de girasol, de aguacate o aceite de oliva virgen extra. Cualquier aceite te irá bien.

Toppings para la pizza.

Puedes utilizar casi cualquier ingrediente que tengas en la nevera, ya sea unas verduras asadas, pimientos asados, zanahorias, calabacín etc. Puedes añadir cualquier verdura pero eso si, has de tener en cuenta el tiempo de horneado adecuado para que la verdura se cocine bien (o también puedes incorporarla ya ligeramente asada previamente en otra sartén). Para los toppings de mi pizza, he utilizado salsa de tomate, un poco de jamón dulce, queso rallado y queso en lonchas sin lactosa. (Yo he utilizado sin lactosa pero puedes utilizar cualquier queso).

Masa madre

La masa madre es un fermento natural hecho a base de agua y harina (a partes iguales aproximadamente). La masa madre se utiliza para elaborar panes, masas, bizcochos, pasteles etc. Si tu masa madre está activa puedes prescindir de utilizar levadura química o polvo de hornear. Normalmente la masa madre suele prepararse con harina de trigo pero también puedes hacerla sin gluten utilizando harinas sin gluten. Mi masa madre sin gluten la preparo con una mezcla de harina de arroz blanco y harina de arroz integral. Para preparar esta pizza necesitas masa madre (preferiblemente activa, aunque no es obligatorio, puedes utilizar los restos de descarte de la masa madre).

Para preparar esta receta es imprescindible utilizar una sartén de hierro fundido. Si no tienes, puedes utilizar una bandeja de horno y papel de silicona especial para hornear. Echa un vistazo a mis dos recetas de pizza con masa madre sin sartén de hierro fundido:

Aquí tienes dos recetas en las que no se necesita una sartén de hierro fundido:

Paso a paso de esta pizza sin gluten

Para preparar esta pizza sin amasar primero has de alimentar la masa madre unas 4 horas mínimo aprox. antes de preparar las pizzas. Para alimentar la masa madre añade la misma cantidad de harina y agua aproximadamente a tu masa madre y remueve. Déjala reposar en un lugar cálido.

Cuando la masa madre ha fermentado y está activa ya puedes utilizarla para tu pizza. Si tu casa está más fría quizás tarda un poco más en activarse, si hace calor tardará menos tiempo.

Calienta bien tu sartén de hierro

Para ello puedes encender el horno a unos 180ºC, engrasar la sartén con aceite y meterla en el horno. Pasados unos 10-15 minutos tu sartén ya estará caliente y lista para preparar la pizza. Si quieres puedes utilizar el fuego de tu cocina para calentarla pero no es tan efectivo y el resultado no es el mejor, a continuación verás porqué.

Una vez tengas la sartén bien caliente que veas que sale humo y al pasar la mano por encima (ojo sin tocar la sartén que quema) notas que está caliente es el momento perfecto para añadir la masa madre. Añade un poco más de aceite a la sartén y añade una taza/cup de masa madre en la sartén. Espárcela bien por toda la superficie incluidos los bordes de la sartén. Verás que la sartén está lo suficientemente caliente si la masa empieza a cocerse ligeramente. Seguidamente esparce un chorrito de aceite por la masa y vuelve a introducir la sartén en el horno.

Hornea la pizza durante unos 10-12 minutos o hasta que veas que empieza a dorarse y está hecha. Retira la pizza del horno y añade la salsa de tomate y los toppings que más te gusten. En mi caso, he añadido salsa de tomate, jamón dulce, queso en lonchas y queso rallado sin lactosa. Vuelve a meter la pizza en el horno y hornéala durante unos 5 minutos o hasta que veas que el queso está gratinado.

Consejo: Alimenta la masa madre unas 4 horas mínimo antes de preparar las pizzas para un mejor resultado y sabor.

glutenfree pizza

FAQ

¿Si no tengo una sartén de hierro fundido puedo preparar la pizza?

Si no tienes una sartén de hierro fundido como ésta puedes preparar la receta utilizando una bandeja de horno y papel de silicona. Aquí tienes dos recetas de pizza con masa madre sin utilizar una sartén de hierro fundido:

¿Se puede sustituir la masa madre por otro ingrediente?

No, la masa madre es el principal y único ingrediente de la masa de pizza.

Precalienta muy bien la sartén de hierro fundido para evitar que la pizza se pegue

¿Puedo doblar las cantidades de masa madre por pizza?

Con una sartén de hierro fundido de entre 20 o 24cm , una taza de masa madre ya es suficiente. Si añades demasiada masa madre a la sartén (por ejemplo dos tazas) la masa quedará mucho más gruesa y no quedará crujiente y necesitará más tiempo de horneado (podría quedar cruda en el centro si no la horneas lo suficiente)

Si solo tienes una sartén de hierro fundido puedes preparar la pizza en una bandeja de horno con papel de silicona. Puedes encontrar estas dos recetas de pizza de masa madre sin utilizar la sartén de hierro:

¿Se puede congelar la masa?

No te lo recomiendo, no te quedará bien; además esta masa de pizza es muy rápida de preparar (no necesita amasado)

Incorpora los toppings que quieras y que tengas en la nevera. Puedes añadir casi cualquier ingrediente

Encuentra más recetas de pizzas

pizza

Pin it for later

pizzas

En mi blog encontrarás muchas más recetas de pizza como ésta

no knead glutenfree sourdough pizza

Pizza de masa madre sin amasar

Pizza sin gluten

Ingredients

  • 1 taza de masa madre (he utilizado masa madre de harina de arroz sin gluten)
  • 4 cucharadas de aceite de oliva aprox.
  • Queso rallado
  • Jamón dulce
  • Salsa de tomate
  • Orégano seco al gusto
  • Sal y pimienta

Instructions

    1. Para preparar esta pizza sin amasar primero has de alimentar la masa madre unas 4 horas mínimo aprox. antes de preparar las pizzas. Para alimentar la masa madre añade la misma cantidad de harina y agua aproximadamente a tu masa madre y remueve. Déjala reposar en un lugar cálido.
    2. Cuando la masa madre ha fermentado y está activa ya puedes utilizarla para tu pizza. Si tu casa está más fría quizás tarda un poco más en activarse, si hace calor tardará menos tiempo.
    3. Para preparar esta pizza primero tienes que calentar muy bien tu skillet o sartén de hierro fundido. Para ello puedes encender el horno a unos 180ºC, engrasar la sartén con aceite y meterla en el horno. Pasados unos 10-15 minutos tu sartén ya estará caliente y lista para preparar la pizza. Si quieres puedes utilizar el fuego de tu cocina para calentarla pero no es tan efectivo y el resultado no es el mejor, a continuación verás porqué.
    4. Una vez tengas la sartén bien caliente que veas que sale humo y al pasar la mano por encima (ojo sin tocar la sartén que quema) notas que está caliente es el momento perfecto para añadir la masa madre. Añade un poco más de aceite a la sartén y añade una taza/cup de masa madre en la sartén. Espárcela bien por toda la superficie incluidos los bordes de la sartén. Verás que la sartén está lo suficientemente caliente si la masa empieza a cocerse ligeramente. Seguidamente esparce un chorrito de aceite por la masa y vuelve a introducir la sartén en el horno.
    5. Hornea la pizza durante unos 10-12 minutos o hasta que veas que empieza a dorarse y está hecha. Retíra la pizza del horno y añade la salsa de tomate y los toppings que más te gusten. En mi caso, he añadido jamón dulce, queso en lonchas y queso rallado sin lactosa. Vuelve a meter la pizza en el horno y hornéala durante unos 5 minutos o hasta que veas que el queso está gratinado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Skip to Recipe